Entradas

Mostrando entradas de 2015

Las rutinas ¿mito o realidad?...

Imagen
Ya no nos queda nada para que comience el cole. Un par de días escasos...

Escucho por todas partes las ganas que tienen casi todos los padres y madres de que sus hijos empiecen las clases. Pero más que por las clases, ¡por las rutinas!... Las dichosas rutinas.

A todas horas y por todas partes, "la importancia de las rutinas en los niños". En boca de todo el mundo y en infinidad de artículos, bajo mucha palabrería, pero sin un sólo atisbo de premisa científica que avale todas esas afirmaciones.

A mi mente viene una frase que leí no hace mucho por las redes, que decía algo así como, "si crees que la aventura es peligrosa, prueba la rutina. Es mortal". Venía citada por Paulo Coelho (no sé con certeza si es suya).

Y entonces, ¿por qué tanto amor a las rutinas en los niños, así en términos generales?. Yo pienso que es muy sencillo, es simplemente una cuestión de comodidad para los adultos. Yo me levanto muy temprano, por lo tanto, me va fenomenal que ni niñ@ se acueste …

La competitividad en los niños.

Imagen
A menudo y en casi todos los ámbitos en los que nuestros hijos conviven se fomenta, de manera consciente o inconsciente la competitividad. En la propia casa y entre la familia a veces se fomentan estas actitudes. En la escuela especialmente, con sus calificaciones y sus sistemas de premios y castigos, esto es incluso más evidente.
Desde casa y a veces sin darnos, o dándonos cuenta, caemos en la competición por quién llega primero, quién come más, quién es más alto o más fuerte... Ellos, desde su inocencia, caen de pleno en el juego y compiten aún sin saber muy bien por qué.
No me gusta. Por más que he buscado, no he logrado encontrar evidencias científicas ni a favor ni en contra de inculcar y fomentar la competitividad en los niños desde edades tempranas. He de decir que me hubiese encantado encontrar alguna evidencia, por ínfima que fuese, que me diera la razón, que dijese que la competitividad lleva a la comparación, de ahí a la frustración, a los sentimientos negativos, falta de…

Por supuesto que se enteran...

Hace poco, una compañera se ha incorporado al trabajo en mi oficina, tras su justita, estricta y ridícula baja maternal de 16 semanas, dejando a su hijo en la guardería sin cumplir aún los 5 meses, casi 10 horas seguidas. Y esto, contando con esa "gran ayuda" a la lactancia de poder salir una hora antes, tras esto, serán casi 11 horas. Un bebé que ni siquiera ha llegado a cumplir la edad en la que diferentes organizaciones internacionales relacionadas con la infancia y la salud, recomiendan que se alimente exclusivamente de la leche de su madre.

Pero dejando a un lado el tema de la alimentación, yendo un poco más allá... Cuando las compañeras nos acercamos a darle la bienvenida y un abrazo a su llegada, me encuentro con que muchas de las mujeres que allí se encuentran, al preguntar por el bebé y por dónde pasará las horas que su mamá estará en la oficina, con el afán de animar o ve tú a saber con qué fin la verdad... sueltan un "pero si ellos no se enteran hombre!!"…

Besos Libres, niños libres

Imagen
Me sumo a la preciosa y sobretodo necesaria iniciativa que ha lanzado BeaMamádeDos, para lograr una infancia llena de Besos Libres. Hay luchas que nunca deberían existir. Y ésta es una de ellas. Por lo obvio que debería resultar que a NADIE, y cuando digo nadie quiero decir NADIE, ni siquiera los niños (parece que a veces se nos olvida), se le debería obligar, o presionar, o insistir, o coaccionar para que de muestras de cariño a otra persona.

El cariño y el amor deberían ser espontáneos y siempre motivados por un verdadero sentimiento de amor o cariño. De hecho, para los niños es así. Ellos no entienden de chantajes ni besos robados ;-). No sienten la necesidad aún, de "quedar bien con nadie ni aparentar".

Yo esto lo tengo claro. Yo sólo beso y abrazo a quien quiero. Y por tanto, espero y quiero lo mismo para los demás.

Pero, ¿qué pasa cuándo son los demás los que reclaman besos?, los que chantajean, los que insisten o coaccionan?. No me gustan los chantajes para conseguir …

Nos acompañan